domingo, 16 de septiembre de 2007

Taking it Further. Diario de viaje.

El viernes 14 presenté en la Asociación Argentina de Cultura Inglesa Taking it Further –el blog en el que postean mis alumnos.

La preparación de la presentación fue un arduo ejercicio para lograr concentrar en veinte minutos una historia de un año de aprendizaje. No quería solamente presentar el blog, sino contar que detrás de él había una historia. Esta historia, que tiene un claro comienzo, está tejida con preguntas y descubrimientos, en la cual este doble rol de teacher y learner formó la urdimbre visible de varios blogs.

Fue tambien la oportunidad de compartir en vivo esta experiencia con colegas atentos, curiosos y críticos.




Pensaba, después, que tal vez el deseo de compartir lo que aprendemos funciona como la pulsión que nos empuja a los docentes a continuar con nuestra tarea a pesar de tantos pesares.




Más información.


Technorati Tags:

3 comentarios:

  1. Gabriela,

    Qué placer ver y oir lo que sucede en otro blogger a partir de un trabajo propio. Representa una marcada curva de aprendizaje para mí.

    Taking it Further sigue la propuesta de The FCE Blog para blogs educativos en conceptos tales como el respeto por la privacidad, el juego reglado y la comunicación abierta con los padres (esto último parte ya de www.corpus.wikispaces.com).
    Mensaje para nuevos edubloggers: Por favor róbenme esos conceptos. Gracias.

    Algunas notas sobre cosas que puntualizaste en tu exposición (mi cabeza empezó a esbozar un post mientras te escuchaba):
    Diapositiva 16: La pregunta por la autonomía.
    La autonomía del alumno para con sus aprendizajes es el concepto bisagra. Recuerdo tus dudas sobre la factibilidad de esa autonomía cuando guiamos tanto a los alumnos. Yo comenzaría por revisar el rol del docente antes de juzgar si en tal o cual proyecto blog la autonomía es posible. Si el docente con blog no sintió un tsunami al pensar que su rol ya no será jamás el mismo, quizá su blog sea una simple réplica de procesos áulicos arcaicos embellecidos por el glamour que otorga decir que uno "integra" nuevas tecnologías. Sin formación de alumnos para aprendizajes más autónomos, simplemente no estamos hablando de lo mismo cuando decimos blogs.

    Diapositiva 14: Un lector vs lectores infinitos
    Hay, potencialmente, un número infinito de lectores para el alumno que publica contenidos. Lo de infinito sirve para motivar, para la estadística; pero con dos lectores alcanza para la reflexión seguida de acción -que es el principal objetivo de todos estos esfuerzos. Baste como ejemplo la productividad sobre la base de la fluida conversación y aprendizaje asincrónico entre tu blog y el mío.
    *
    Diapositiva 8: ¿Es posible enseñar y aprender al mismo tiempo?
    Siempre. Siempre.

    A propósito,¿Cómo es la otra manera de enseñar?

    ..........
    *(Digo asincrónico porque recuerdo que en tu casa, por ejemplo, solemos hablar de los gloriosos asados de Juan más que de edublogs!)

    (pensando en voz alta)
    Qué raro privilegio el mío esto de ser el disparador de trabajos de calidad.

    ResponderEliminar
  2. Claudia,
    Siguiendo con la idea de “en permanente construcción”, intento extender un poco más mis pensamientos.
    Qué pasa con la autonomía cuando el alumno clama por dependencia, y el sistema alimenta dependencia. No es que lo haya intentado ahora por primera vez, sólo tuve la ilusión de que la herramienta colaboraría (todavía creo que puede colaborar). Sé que con el sistema no cuento, con la escuela como institución no cuento. Y oscilo entre la ilusión/esperanza/deseo del cambio (también trabajo por el cambio) y la certeza de que el cambio es imposible porque iría en contra de los objetivos fundacionales de la escuela como institución educativa. (Se me ocurren varias citas en uno u otro sentido, lejanas y cercanas tanto en el tiempo como en el espacio.)
    Si, infinitos lectores fue una exageración. En mi mente tan poco matemática infinito equivale a “x” o “n” (no recuerdo bien q representaba “n”, ni siquiera sé si representa algo). Por ejemplo en este caso, significaría que un lector NO bloggero dejara su comentario en este post. Para mí eso sería infinito.
    Que parte de nuestra tarea docente es aprender es una obviedad que necesita, de vez en cuando, ser reanunciada.
    Confieso que lo sincrónico y lo asincrónico comenzó a desdibujarse un poco para mí. Estaría buena la percepción sincrónica del perfume de un asado, siempre mezclado con su mejor aleación: un buen tinto. Prometo, y lo hago por escrito, ocuparme de que así ocurra, pronto.

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.